Últimas noticias
Dom. May 19th, 2024

Los perros guía de la ONCE en Cádiz piden que no los distraigas con alimentos

Por Redacción Abr22,2024 #once

‘No les de comida, solo come la suya’, lema de la reivindicación en cinco millones de cupones por la salud de los perros y la seguridad de los usuarios

Un total de 22 perros guía de la ONCE acompañan en estos días a personas ciegas de Cádiz, aportándoles plena autonomía y seguridad en los desplazamientos al convertirse en sus ojos. En Andalucía son 159 el número de perros guía mientras que a nivel nacional son 944.  

Con motivo del Día Internacional del Perro Guía (24 de abril) estas personas piden a la sociedad ciertos comportamientos que les facilitarían, a ellas y a sus perros guía, su día a día. Una de sus reivindicaciones es que no se les ofrezca ningún tipo de comida a sus perros, ya que pueden tener alguna intolerancia alimentaria y se les puede provocar un problema digestivo que perjudique su salud y bienestar, además de alterar el apoyo diario que le brinda a la persona ciega a la que acompaña.

En este sentido, señalan que cada perro guía tiene su propia alimentación basada en sus necesidades, e insisten en que existen alimentos adecuados y muy sabrosos para el ser humano que son perjudiciales, e incluso tóxicos, para los perros.

Conscientes de que los perros guía son encantadores, tienen un comportamiento ejemplar e inspiran mucha ternura por la actitud y labor que realizan por las calles y pueblos de nuestro país, la Fundación ONCE del Perro Guía (FOPG) recuerda también la importancia de no distraer la atención de estos mientras caminan junto a una persona ciega, una acción que realizan gustosamente, pero que requiere de su concentración para garantizar su seguridad.

Otra de las recomendaciones que hace la FOPG es que, aquellas personas que tienen perros de compañía, no los dejen sueltos si hay un perro guía cerca, y los mantengan siempre controlados a su lado.

Los perros guía también disfrutan de muchos momentos de descanso y esparcimiento, pero es importante respetar su labor mientras van guiando, y dejar el juego y los saludos para cuando no lleven el arnés.

Además si se quiere dar alguna indicación a la persona ciega, cabe recordar que nunca debe tirarse para ello de la correa ni del arnés del perro. Simplemente, hay que dirigirse a ella, preferiblemente, por su lado derecho, el contrario al perro.

También se recuerda que las personas usuarias de perro guía tienen reconocido legalmente, en toda España, el derecho de acceder, acompañadas del mismo, a todos los lugares, espacios, establecimientos y transportes públicos o de uso público.

Las leyes de cada comunidad autónoma reconocen a las personas usuarias de perro guía el acceso a transportes como los autobuses, taxis, VTC, metro, tren, barcos o aviones, un aspecto a veces desconocido por la sociedad y que, en ocasiones, genera problemas a la persona ciega a la hora de poder desplazarse con plena autonomía.

El perro guía es un animal perfectamente adiestrado para ayudar a una persona ciega o con una discapacidad visual grave en sus desplazamientos. Está entrenado para seguir las directrices que le indica la persona; reconocer y evitar obstáculos (estáticos y en movimiento); marcar la llegada a bordillos, escaleras o desniveles; buscar puertas, asientos libres o encontrar la mejor alternativa de paso en situaciones complejas; e incluso está capacitado para desobedecer una orden del usuario cuando su ejecución implique un peligro para la integridad física de ambos (cruce de una calle cuando viene un coche).

Para apoyar este Día Internacional del Perro Guía, la ONCE ilustrará cinco millones de cupones bajo el lema ‘No les de comida, solo come la suya’, donde un dibujo muestra cómo una persona ofrece un trozo de pan a un perro guía mientras la persona ciega habla por teléfono.

Caminando Juntos

La ONCE tiene como una de sus máximas la inclusión de las personas ciegas en la sociedad. El empleo, las relaciones sociales y culturales y la autonomía personal son los pilares sobre los que se apoya esa labor.

Por ello creó la Fundación ONCE del Perro Guía (FOPG) hace más de treinta años, adoptando el modelo de las escuelas de perros guía europeas y norteamericanas. Ubicadas en Boadilla del Monte (Madrid), sus actuales instalaciones cuentan con 110.000 metros cuadrados que dan cabida a todos los servicios: crianza, alojamiento y cuidado de cachorros, entrenamiento e instrucción de perros, clínica veterinaria, albergue para perros jubilados y residencia para la formación de los usuari@s.

En su trayectoria la Fundación ONCE del Perro Guía ha facilitado más de 3.500 perros a las personas ciegas o con discapacidad visual grave de nuestro país para mejorar su autonomía, desplazamientos y seguridad, convirtiendo a estos animales en un vecino más al lado de la sociedad. Las razas más utilizadas son labrador retriever, el cruce de esta con golden retriever y caniche Gigante como perro hipoalergénico, y pastor alemán.

Related Post