Últimas noticias
Mié. Jul 24th, 2024

Unanimidad sobre conservación y desarrollo corchero en la junta rectora de Los Alcornocales

Reunión extraordinaria sobre la lucha para combatir la lymantria, desde el consenso, la sostenibilidad y la búsqueda de soluciones

Representantes de la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul han participado en una reunión de trabajo de la junta rectora del Parque Natural de Los Alcornocales sobre la lucha para combatir la lagarta peluda (Lymantria dispar). El centro de visitantes El Aljibe de este espacio natural protegido, en Alcalá de los Gazules, ha acogido este encuentro técnico, que ha congregado a los participantes de esta junta y a otros expertos en la materia.

El equipo técnico de esta Consejería ha valorado la unanimidad alcanzada entre los presentes en esta reunión en las siguientes cuestiones: asegurar la necesidad de la conservación del alcornocal y promover el desarrollo sostenible de las comarcas corcheras, propiciando que cuenten con herramientas para ello.

En el transcurso de esta reunión se ha realizado una retrospectiva sobre el avance de la lagarta peluda y las herramientas para combatirla, con una exposición informativa sobre el trabajo realizado históricamente y en la actualidad y los tratamientos aplicados, así como el grado de eficacia alcanzado. A este respecto, participantes han destacado el consenso de la junta rectora en que hay que seguir insistiendo para explorar todas las vías posibles de lucha contra la lymantria.

Asimismo, en esta reunión se ha puesto sobre la mesa el planteamiento de un estudio de la Universidad de Cádiz acerca de determinadas especies como aves y murciélagos que puedan contribuir a combatir el avance de la lymantria.

Representantes de la Consejería de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Economía Azul presentes en esta reunión han mostrado su asombro por la ausencia de representación de grupos ecologistas, que no han participado en esta junta rectora extraordinaria, aunque se les ha remitido la invitación correspondiente.

Por otra parte, este equipo técnico ha valorado la presencia en la zona y en este encuentro de un representante del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, al que se ha reiterado la necesidad de autorizar nuevos productos, así como trabajar de la mano en la búsqueda de soluciones conjuntas para la flexibilización normativa que permita los ensayos necesarios a este respecto.

Además, se insiste en que desde esta Consejería no se alude sólo a tratamientos y productos sino, de manera más amplia, a una propuesta para seguir trabajando en lo que concierne al equilibrio ecológico del monte y para revisar todas las bases de cara a que este tipo de plagas tengan la menor incidencia.

Reuniones informativas previas

Desde esta Consejería se recuerda que la iniciativa sobre esta junta rectora extraordinaria se planteó en el marco de dos reuniones informativas recientes, desarrolladas en este centro de visitantes del Parque Natural de Los Alcornocales, sobre el contexto general de la plaga, su evolución histórica y los tratamientos para combatirla, así como las actuaciones que se llevan a cabo cada año y la situación actual a este respecto.

En estas reuniones participaron representantes de la Junta de Andalucía, de ayuntamientos, propietarios de fincas, gestores y representantes de asociaciones agrarias.

Este tipo de reuniones informativas se enmarcan en la dinámica habitual de esta Consejería para hacer un seguimiento de la situación de manera periódica e informar a los agentes, autoridades y profesionales de municipios afectados por la proliferación de la lymantria.

Desde hace años se realizan tareas de seguimiento, prevención y control de agentes nocivos de los montes, entre ellos, la lagarta peluda, un insecto muy voraz que puede llegar a consumir las hojas del arbolado y ocasionar considerables daños en las masas forestales cuando se desarrolla en forma de plaga. Este lepidóptero es capaz de incrementar su número y convertirse en plaga en un corto plazo de tiempo y las orugas pueden dispersarse con el viento, circunstancia que favorece la aparición de focos en zonas muy distantes. Por todo ello, se considera fundamental establecer un sistema de seguimiento intensivo que permita anticipar y prevenir esta situación evitando los daños al arbolado y sus aprovechamientos.

Related Post