Carnaval y flamenco se dan la mano en el pregón de David Palomar

Aquel niño que cantiñeaba en la azotea, que dio sus primeros pasos en el Carnaval y se consagró en el flamenco, ha dado inicio a la fiesta con uno de los pregones más gaditano. El espectáculo ofrecido por David Palomar ha estado a la altura de lo que se esperaba de él y ha sabido recoger de la mejor manera el testigo que otro gran pregonero, Joaquín Sabina, le ha cedido en un video grabado para la ocasión.

Aquel niño que nació en Cádiz y fabricó su vida con coplas de carnaval y flamenco. De pequeño se subía a su azotea y yo lo escuchaba cantar y me quedaba embobao. Qué dulzura, que temple, que compás y qué ange, sobre todo eso, el ange. Porque cantes hay muchos pero con el ange que se canta en Cádiz, no se canta en ningún lao. Y aquel chiquillo abría la boca y era Cádiz quien cantaba. Los caliches de la pared se tiraban al suelo esmorecíos. Las antenas parabólicas se ponían todas mirando pa él. Las mojarras de la caleta se tiraban en plancha a las barbacoas gritando: “¡¡Esto es pa morir, comedme!!”. Los espiches se salían de las piedras ostioneras y los camarines se organizaban en grupos de 100 para saltar dentro de los cartuchitos que se iban quedando vacío. Se llenaba Cádiz de alegría cuando el chiquillo cantaba. Esa es la historia que yo les vengo a contar. La historia de un niño que es la historia de Cádiz. Enamorado por el carnaval y por el flamenco.

Paco (César Cadaval)

Palomar ha agradecido a los gaditanos la portunidad de pregonar el Carnaval.

Tuve la suerte de nacer en Cádiz, la cuna de la duende, del ángel y de la guasa y del compás. Una cuna tan grande que nadie puede explicar

David Palomar

El pregonero ha ido hilvanado una historia,su historia, de como un niño de casa de vecinos va bebiendo de los cantes de los que Cádiz fue cuna. En esta historia Don Antonio, el mismo Martínez Ares, va a buscarlo a su casa para baje de la azotea y le cante a Cádiz ante la mirada envidiosa e insana de sus vecinas, interpretadas por los componentes del cuartero del Gago.

Cádiz rebelde que hiere con la gracia,
Cádiz cantiña que traslucha el hambre,
Cádiz, la madre de la democracia,
Cádiz con jazz, rock y rap en la sangre.

David Palomar

Arkano también ha acompañado al cantaor para ofrecer un interesante contrapunto musical. El rapero se ha marcado unas rimas que no por venir de un forastero han resultado menos gaditanas.

Palomar no ha perdido ocasión para recordar a los grandes ausentes de este Carnaval. Juan Carlos Aragón y Manolo Santander también han estado presentes en su letanía y en sus coplas. Las de Santander interpretadas por su antología y las de Aragón por el Kanka, gran admirador del carnavalero.

En la ciudad del carnaval y el flamenco, de don Carnal y doña Cuaresma, en el Cádiz de la virgen del Rosario y del Nazareno, tenemos derecho a creer en dioses distintos. Y si antes le rezamos a Juan Carlos con su credo, sabemos que sólo hay un dios verdadero, el Cádiz Club de Fútbol, y Manolo Santander fue su profeta

David Palomar

El cante y el baile tampoco han faltado a la fiesta de la mano de un irreverente Tomasito, que entre otras cosas ha demostrado un dominio del compás con el que pocos podrían rivalizar, Niña Pastori o Juan Villar. Ninguno ha querido perderse la oportunidad que le brindaba el pregonero para recibir el cariño del público que en cantidad de 70.000 se congregó en la plaza de San Antonio.

Para finalizar Palomar se ha rodeado de cantaores y bailaores de la talla del Junco, María Moreno, Chiquina de Cádiz o Emilio Florido, entre otros.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "Carnaval y flamenco se dan la mano en el pregón de David Palomar"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: