Cepsa y Arcgisa acuerdan la reutilización del agua residual urbana en sus instalaciones

Aceurdo entre Cepsa y Arcgisa. – CEPSA

Cepsa y la empresa pública de Aguas y Servicios del Campo de Gibraltar (Arcgisa) de la Mancomunidad de Municipios del han firmado un acuerdo pionero para que el Parque Energético San Roque pueda suministrarse de agua reciclada proveniente de los efluentes urbanos de Los Barrios y la propia localidad sanroqueña para su actividad.

Según ha explicado en una nota, el tratamiento y depuración de las aguas urbanas para uso industrial se realizará en la nueva estación depuradora de aguas residuales (EDAR) que la Mancomunidad de Municipios y Arcgisa tienen previsto construir en unos terrenos cercanos a las instalaciones del Parque Energético y que fueron cedidos por Cepsa al Ayuntamiento de San Roque hace años.

Esta nueva instalación en el Campo de Gibraltar dispondrá de tratamiento terciario para las aguas residuales de los municipios, que ascenderá a los 4,2 millones de m3/año, que ya no se verterán al mar, sino que serán reutilizadas por Cepsa en sus instalaciones. Esta cantidad de agua equivale al consumo de un municipio de aproximadamente 35.000 habitantes durante todo un año.

Las aguas residuales de municipios serán recicladas y reutilizadas para uso industrial. Esto reducirá de forma «muy significativa» el consumo de agua actual gestionado por la Consejería de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía por parte de Cepsa para su actividad y posibilitará además el desarrollo del futuro Valle Andaluz del Hidrógeno Verde con el mínimo aporte de agua posible.

La compañía ha afirmado que el compromiso de Cepsa va más allá, ya que se ha firmado también un segundo acuerdo para el impulso de acciones vinculadas a la Economía Circular que afectan a los residuos urbanos que gestiona Arcgisa. Estas acciones estarán orientadas a la valorización y recuperación de desechos orgánicos, aceites usados de origen doméstico, lodos biológicos de las EDAR que gestiona la empresa pública mancomunada, así como otros residuos y rechazos provenientes de las instalaciones de la empresa pública.

Dicho acuerdo también recoge la apuesta firme de Cepsa por promover acciones I+D+i encaminadas a la mejora de la gestión y reciclaje de los residuos rechazados provenientes del tratamiento al que son sometidos en el Complejo Sur de Europa, según ha explicado.

Rosendo Rivero, director del Parque Energético San Roque, ha puesto de manifiesto «la apuesta de Cepsa por reducir su huella en el entorno y descarbonizar su actividad y la de nuestros clientes mediante toda la estrategia Positive Motion, que lleva ahora a tomar una acción innovadora, como es usar por primera vez en el Campo de Gibraltar aguas residuales urbanas para uso industrial». «Este tipo de actuaciones van totalmente alineadas con nuestro recorrido hacia constituirnos como actores relevantes de la transición energética», ha añadido.

Por su parte, Mar Perrote, directora corporativa de Seguridad, Protección Ambiental y Calidad de Cepsa, ha señalado que «el compromiso con el desarrollo sostenible lleva a impulsar nuevos modelos productivos y por eso, al uso de agua reciclada, se va a unir todo el potencial tecnológico e innovador para buscar una segunda vida a los residuos urbanos de la comarca, manteniéndolos en la cadena de valor y facilitando la transición de un modelo linear a un modelo de gestión basado en la circularidad».

Marcos Tuite, responsable de Ejecución de Proyectos de Hidrógeno Verde, ha destacado que «siendo el agua la materia prima esencial para fabricar hidrógeno, este acuerdo permitirá acometer el Valle del Hidrógeno Verde con una fuente garantizada de agua reciclada así que nuestra apuesta por la transición energética será no solo sostenible en materia de emisiones de CO2, sino también respetuosa con las zonas de estrés hídrico».

De otro lado, Juan Lozano, presidente de la Mancomunidad y consejero delegado de Arcgisa, ha mostrado su satisfacción «ante la excelente acogida del proyecto de reutilización de aguas regeneradas por parte de la industria campogibraltareña y, muy especialmente, por Cepsa».

Además, ha incidido «en la clara apuesta realizada por la dirección política de la Mancomunidad y Arcgisa orientada a cimentar y mejorar los servicios que se vienen prestando, de forma que quede garantizado el desarrollo económico comarcal. Lozano celebró el buen entendimiento existente entre las partes para abordar proyectos comunes que repercutirán en beneficios para los ciudadanos y la comarca en su conjunto».

Juan Macías, consejero delegado de Arcgisa, ha destacado «la clara apuesta que la sociedad pública comarcal realiza para garantizar el suministro de agua a la industria, facilitando el desarrollo de las actuales y futuras actividades del sector industrial en el Campo de Gibraltar, tal y como ocurre con el proyecto de Cepsa basado en la generación de hidrógeno verde».

«Esta garantía de suministro hídrico se realizará a través de aguas regeneradas, constituyendo un proyecto pionero que fomenta las políticas de economía circular, economía verde y azul, armonizando sostenibilidad y desarrollo económico en un territorio cada vez más afectado por el cambio climático», ha señalado.

Finalmente, José Manuel Alcántara, director general de Arcgisa, ha resaltado la importancia de la acción conjunta desarrollada por Cepsa y Arcgisa y ha hecho hincapié en el apoyo obtenido para el proyecto de aguas regeneradas, tanto de la Junta de Andalucía, como del Gobierno de España a través de la sociedad estatal Aguas de las Cuencas de España S.A. (Acuaes).

También ha señalado a la nueva EDAR de San Roque-Los Barrios como «pilar esencial del acuerdo firmado, al permitir que el agua generada por ambos municipios pueda ser utilizada en el Parque Energético de Cepsa, evitando con ello consumos de agua potable susceptibles de uso poblacional y, por tanto, generando un recurso adicional que permita afrontar períodos de escasez como el que actualmente vivimos».

Finalmente, Cepsa ha recordado que, enmarcado en su compromiso de reducción de agua, el Parque Energético San Roque contará el año próximo con una nueva planta de tratamiento de aguas que permitirá el reciclaje de hasta un 20% del agua empleada por las instalaciones industriales en su actividad, la cual será reutilizada en las operaciones.

En este sentido, ha añadido que, en el marco de su plan de transformación, se ha fijado el objetivo de reducir a nivel global en un 20% la captación de agua dulce en zonas de estrés hídrico en 2025, respecto a su utilización en 2019. Este compromiso es uno de los «más ambiciosos» del sector energético a escala internacional y supondrá un ahorro de más de tres millones de metros cúbicos de agua dulce al año, ha explicado.

Sé el primero en comentar en "Cepsa y Arcgisa acuerdan la reutilización del agua residual urbana en sus instalaciones"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: