El BOJA publica la regulación del Ejecutivo autonómico para la realización de exámenes presenciales en las universidades andaluzas

La Junta de Andalucía hizo públicas en el BOJA de ayer, 12 de enero, las recomendaciones de prevención e higiénico-sanitaras para que sirvan de marco de referencia respecto a las medidas a adoptar en el ámbito de la protección de la salud y generales de prevención de contagios de la Covid-19 durante el desarrollo de pruebas presenciales de evaluación en el ámbito de las universidades andaluzas.

De este modo, el Ejecutivo autonómico regula las medidas que deben cumplirse en el conjunto del sistema universitario andaluz y que la Universidad de Cádiz ya había incorporado en el dispositivo de prevención que se pondrá en marcha a partir del lunes de la próxima semana cuando comience la convocatoria del primer semestre y que fue difundido entre la comunidad universitaria hace unos días.

Con el objetivo de garantizar al máximo la seguridad de las pruebas, la Universidad de Cádiz ha ido más allá y ha incluido en su planificación un paquete suplementario de medidas que amplían y refuerzan las reguladas por la Junta, como es el caso de la instalación de detectores de CO2 en las aulas (para monitorizar, de forma continuada, que la calidad del aire interior de las mismas), la instalación de hasta 100 detectores en aquellas aulas que, por criterio técnico, se consideran que precisan estar controladas, la higienización de todos los equipos de climatización de todas las aulas con virucidas para garantizar la impulsión de aire limpio, la modificación de los horarios de limpieza de las aulas (antes y después de su uso para dejarlas en perfectas condiciones antes de una nueva utilización por un grupo distinto), la higienización de los aseos tres veces por turno, el control de los asistentes a los exámenes mediante código QR para identificar contactos estrechos, o la reducción de aforos al 33% para la celebración de exámenes.

En este sentido, la Junta de Andalucía recoge en su normativa un paquete de medidas en distintos apartados: respecto al alumnado que accede a las pruebas, respecto a las aglomeraciones de personas y distanciamiento físico, durante el desarrollo y a la finalización de los exámenes.

A continuación, se exponen, en su literalidad, las medidas contempladas al respecto en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía:

RESPECTO DEL ALUMNADO QUE ACCEDE A LAS PRUEBAS

  • Se recordará el “deber de cautela” que tienen los alumnos, debiendo adoptar las medidas necesarias para evitar la generación de riesgos de propagación de la enfermedad COVID-19, así como la propia exposición a dichos riesgos.
  • Se indicará al alumnado que cuando sean considerados caso sospechoso o probable de infección por el virus SARS-CoV-2, por tener infección respiratoria aguda grave con cuadro clínico o radiológico compatible con COVID-19, o que se encuentren pendientes de los resultados de pruebas diagnósticas por este motivo, las que sean consideradas como caso confirmado con infección activa y las consideradas contacto estrecho de un caso sospechoso, probable o confirmado, deberán seguir las condiciones de aislamiento o cuarentena que les sean indicadas desde los dispositivos asistenciales o de salud pública, no pudiendo abandonar su domicilio o lugar de aislamiento o cuarentena en ningún caso, salvo autorización expresa del servicio sanitario por causas debidamente justificadas. Dichas circunstancias deben ser acreditadas y comunicadas al centro responsable de su titulación.
  • El alumnado que presenta condiciones de salud que les hacen más vulnerables para COVID-19 (como, por ejemplo, enfermedades cardiovasculares, diabetes, enfermedades pulmonares crónicas, cáncer, inmunodepresión o hipertensión arterial), podrán acudir al centro, siempre que su condición clínica esté controlada y lo permita, y manteniendo medidas de protección de forma rigurosa.

RESPECTO DE LAS AGLOMERACIONES DE PERSONAS Y DISTANCIAMIENTO FÍSICO:

  • La planificación y organización de las convocatorias de exámenes de las diferentes asignaturas se llevarán a cabo de forma que se evite la aglomeración del estudiantado en las instalaciones universitarias en la misma franja horaria.
  • División previa del alumnado en subgrupos de examen para respetar el aforo permitido en cada aula o laboratorio, reduciendo con ello la coincidencia masiva de personas.
  • En aquellos casos que sea factible y adecuado, escalonar, al menos en 10 minutos, la entrada a cada una de las aulas previstas que se ubiquen en el mismo módulo, área, planta o similar, reduciendo así coincidencias de un mayor número de alumnos en las zonas comunes.
  • Salvo en aquellos supuestos de personas que puedan precisar asistencia específica, no se deberá permitir el acceso al centro de familiares u otro tipo de acompañantes.
  • Cuando sea posible, se establecerán varias entradas y salidas al centro correlacionadas con la ubicación de las aulas utilizadas para los exámenes.
  • Se procurará asignar previamente al alumnado en las aulas que deban realizar el examen, comunicándoselo con suficiente antelación, de tal forma que el alumnado se pueda dirigir directamente hacia el aula, estableciéndose en estos casos un periodo ampliado de tiempo para ello.
  • Cuando se utilice un sistema de llamamiento presencial previa a la entrada en las aulas de examen y en espera de éste se deberá prestar especial atención a que el alumnado mantenga la distancia de seguridad y, a ser posible, cercanos a los laterales de pasillo, rellanos y similares, abriendo espacios intermedios por el que pueda circular el alumnado que sea llamado a interior del aula.
  • Para evitar demoras en el acceso a las aulas, se pedirá la documentación oportuna durante la realización de los exámenes, debiendo para ello, indicar al alumnado que ponga sobre la mesa su tarjeta Universitaria o, en su defecto, el DNI o NIE.
  • El alumnado llamado al interior del aula deberá utilizar el gel hidroalcohólico que al efecto deberá estar disponible en el acceso a la misma y sentarse en el sitio asignado por el profesorado, sin demora.

DURANTE EL DESARROLLO DE LOS EXÁMENES

  • Se ajustará el aforo para que se cumplan las medidas sanitarias establecidas.
  • Se evitará en exámenes de laboratorio que el alumnado se situé enfrentado, y si ello no es posible, se deberá aumentar la distancia de seguridad interpersonal a, al menos, 2 metros.
  • Se mantendrá la ventilación natural siempre que el aula disponga de ella. En caso de ventilación mecánica, deberá mantenerse abiertas algunas ventanas y, en todo caso, aumentar la renovación con aire exterior. Las aulas deben ser ventiladas con anterioridad a su uso. En cualquier caso, cada 50-60 minutos se deberá hacer una ventilación “extra” con aperturas de ventanas de una duración de 5-10 minutos. Las puertas de las aulas deben permanecer abiertas.
  • Los enunciados de los ejercicios de examen podrán ser distribuidos en las mesas del aula con carácter previo a la entrada del alumnado o entregado una vez ubicado el alumnado en su sitio, pero, en todo caso, previa desinfección de manos de quienes los repartan.
  • Si durante el desarrollo del examen, el profesorado observara a algún participante con sintomatología sospechosa de COVID-19 (tos frecuente, estado febril…), deberá actuar de acuerdo con el punto “Gestión de Casos – Procedimientos Básico – Procedimiento ante Caso Sospechoso”, a fin de que este proceda según el protocolo establecido.
  • En todo momento debe controlarse el uso adecuado y obligatorio de mascarillas por todos los asistentes, así como el uso del gel hidroalcohólico a la entrada y salida del aula por cualquier motivo.
  • Para la resolución de dudas, consultas o material extra, el alumnado deberá permanecer en su sitio y levantar la mano para llamar la atención del profesorado que, de ser necesario, atenderá manteniendo la mayor distancia posible de seguridad dentro de la debida confidencialidad de la consulta y su respuesta.

A LA FINALIZACIÓN DE LOS EXÁMENES

  • En aquellos exámenes en que el alumnado se ha incorporado a las aulas de forma escalonada, no se permitirá la salida de ningún alumno o alumna hasta que se hayan iniciado los exámenes en el resto de las aulas.
  • El alumnado que vaya finalizado la prueba, levantará la mano y esperará que el profesorado, bien se acerque a recogerlo, bien le autorice a levantarse para realizar la entrega de una forma ordenada, evitando la formación de grupos. Entregado el examen el alumnado recogerá sus pertenencias y documento de identificación, y saldrá del aula dirigiéndose a la salida del edificio siguiendo la señalización al efecto.
  • Quienes llegado el tiempo estipulado para el examen no lo hayan finalizado, el profesorado del aula les indicará que deben permanecer en sus asientos, comenzará a recoger los ejercicios, o solicitando la entrega, comenzando por los quienes se encuentren más cerca de la salida del aula, controlando en todo momento que se mantiene la distancia mínima de seguridad.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "El BOJA publica la regulación del Ejecutivo autonómico para la realización de exámenes presenciales en las universidades andaluzas"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: