La Junta declara de interés estratégico ocho parques de energía fotovoltaica y eólica en cinco provincias

Estas iniciativas, promovidas por el Grupo Iberdrola, implican una inversión estimada de 640 millones y la creación de 2.119 empleos

El Gobierno de Andalucía ha declarado de interés estratégico para la comunidad una cartera de proyectos relacionados con las energías renovables en ocho municipios de Cádiz, Huelva, Granada, Málaga y Sevilla, que representan una inversión estimada de 640 millones de euros y la generación de 2.119 empleos durante las fases de planificación, construcción y explotación de las infraestructuras. La Consejería de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades ha informado al Consejo de Gobierno de la autorización otorgada por la Comisión delegada para asuntos económicos a estas iniciativas, promovidas por Grupo Iberdrola.

La declaración de interés estratégico implica el impulso preferente en la tramitación administrativa de los permisos y autorización necesarios para desarrollar estos proyectos empresariales relevantes. El objetivo que se persigue es que la inversión no pierda su oportunidad de implantarse en Andalucía y no se deslocalice a otros entornos.

Este paquete de proyectos tiene como objetivo la construcción y puesta en marcha de siete parques de energía solar fotovoltaica y uno de tipo eólico que, en conjunto, suman una potencia de 995 megavatios (MW). Esa capacidad de producción permitirá generar al año en torno a los 2.159 gigavatio-hora/año (Gwh/año) de origen renovable, lo que supondrá una reducción de emisiones de CO2 de 780 toneladas métricas/año (Tm/año).

En lo que respecta a las infraestructuras fotovoltaicas, en la provincia de Cádiz, concretamente en Medina Sidonia, se ubicará una planta de 30 MW con una inversión de 20 millones de euros. Para Huelva, entre las localidades de Gibraleón y Trigueros, se ha diseñado el proyecto de mayor potencia e inversión, con 420 MW y 260 millones de euros. Los municipios granadinos de Cacín y Ventas de Huelma albergarán una instalación de 300 MW para la que se ha previsto un desembolso de 185 millones.

Por su parte, en la provincia de Sevilla se localizan las cuatro plantas fotovoltaicas restantes, todas en Castilblanco de los Arroyos: la primera tendrá 59 MW y supondrá una inversión de 39 millones, mientras que las otras tres contarán con 50 MW y 31 millones de presupuesto, respectivamente. En total, suman 209 MW y 132 millones.

Las inversiones consignadas por el Grupo Iberdrola para cada una de estas siete actuaciones también incluyen la construcción de las instalaciones eléctricas necesarias para evacuar la energía producida hasta el punto de conexión con la red de transporte.

Por otro lado, la planta de energía eólica se construirá en los municipios de Martín de la Jara (Sevilla) y Campillos (Málaga), con una potencia de 36 MW y una inversión de 43 millones de euros.

La ejecución de los ocho parques energéticos hasta el primer semestre de 2024 conllevará la creación de 1.476 puestos de trabajo equivalentes a tiempo completo durante la fase de construcción y de otros 200 en la fase de explotación a partir del año 2024. Igualmente, se prevé la generación de 443 empleos indirectos e inducidos.

En el respaldo dado a esta inversión empresarial, el Gobierno andaluz ha considerado relevante su contribución futura a la cohesión territorial y al desarrollo socioeconómico de los municipios en los que se ubica, en su mayoría de carácter rural, mejorando así sus tasas de desempleo y el nivel de empleabilidad de su población. También se ha tenido en cuenta el carácter sostenible e innovador de la propuesta, que se encuadra en los objetivos de desarrollo sostenible marcados por las directrices europeas, estatales y de la comunidad.

Además, permite reducir la dependencia de Andalucía del exterior y de los combustibles fósiles, favoreciendo la diversificación y eficiencia energéticas, así como la transición hacia una economía verde, en la que adquieren un mayor peso las fuentes renovables. De igual modo, se ha puesto el acento en la oportunidad que supone este segmento de las energías renovables, constituyendo un motor de crecimiento económico para la región.

Tomando en consideración este último proyecto respaldado, la Junta ha tramitado desde 2019 la aprobación de diez grandes proyectos estratégicos, que tienen una inversión global asociada de 3.443 millones y la creación de 9.676 empleos.

España, entre los países con mayor dependencia energética

España se encuentra entre los países de la UE con mayor tasa de dependencia energética, ya que necesita importar el 70,5% de la energía que consume, muy por encima del 53,2% de media comunitaria, según Eurostat. Esta situación hace que las iniciativas de energías renovables sean tomadas muy en consideración a la hora de realizar la planificación energética en los diferentes países y regiones.

Los principales convenios internacionales a los que está ligada España, y por ende Andalucía, buscan principalmente una reducción en la tasa de emisiones de gases de efecto invernadero, así como la necesidad de desarrollar proyectos con fuentes autóctonas para garantizar el suministro energético y disminuir la dependencia exterior.

Además, de acuerdo al Plan nacional integrado de energía y clima 2021-2030, remitido a la Comisión Europea, el objetivo de España para 2030 es alcanzar el 23% de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero respecto a 1990, el 42% de renovables sobre el consumo total de energía total, el 39,5% de mejora de eficiencia energética y el 74% de energía renovable en la generación eléctrica.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "La Junta declara de interés estratégico ocho parques de energía fotovoltaica y eólica en cinco provincias"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: