Las empresas de animación esperan «recuperar las pérdidas» tras el fin de las restricciones

Una de las animadoras de Dubidú en una fiesta de fin de curso – DUBIDÚ ANIMACIONES – Archivo

El fin de las restricciones en la provincia de Cádiz ha supuesto un impulso para múltiples sectores que han sufrido pérdidas económicas provocadas por la pandemia del covid-19: uno de esos sectores es el de la animación. Dubidú Animaciones, empresa de la capital gaditana, espera «recuperar las pérdidas y empezar a tener los máximos eventos posibles».

En declaraciones a Europa Press, sus propietarias, Natalia Romero y Patricia Rodríguez, han reconocido que lo primero que esperan «es que se haga en el momento adecuado y no sólo mirando la economía» porque «ya puestos a esperar, lo primordial es la salud».

En cualquier caso, han avanzado que la previsión es «que habrá un buen volumen de trabajo porque la gente está deseando pasarlo bien». «Se han pasado tiempos muy malos, con mucha incertidumbre y ahora que hay un poco de luz en el túnel hace falta disfrutar y reír, y quién mejor que una empresa especializada para eso», han subrayado.

Sobre la pandemia, ambas han detallado que «ha afectado en gran medida puesto que la afluencia de eventos ha disminuido con bastante notoriedad, ha habido muchas menos animaciones que realizar, mucha falta de trabajo y los eventos que han ido saliendo han sido muy puntuales y muy restringidos».

La situación sanitaria, además, ha provocado que todos los eventos realizados sean «al aire libre, con mascarillas puestas tanto niños (mayores de seis años) como los monitores, y llevando a cabo todas las restricciones en cada una de las situaciones de la pandemia», una situación que esperan «que no se quede implantada como norma general, ya que la mayoría de espacios para eventos no suelen tener espacios habilitados al aire libre para realizar la animación».

Por otra parte, la pandemia ha provocado miedo «tanto de padres como de nosotras mismas» porque «después de todo se intenta volver a la normalidad y hacer una animación con niños, pero al fin y al cabo, son niños que no conoces, las restricciones estaban muy limitadas, la incertidumbre de hacer las cosas bien, el proceso de desinfección de todos los materiales…». «El principio de trabajar de este modo fue un poco caótico, aunque como a todo, ha habido que adaptarse», aunque han lamentado que «la carga de trabajo bajó muchísimo» porque «el confinamiento pilló en plena temporada de comuniones, cuando ya todas las fechas estaban cerradas y con las señales de los clientes dadas».

Por último, han asegurado que «la época mas fuerte» en el sector «son las comuniones, es la fecha en la que estamos cargadas de mas trabajo» porque «las fechas son próximas unas a otras, siempre hay niños a los que animar, porque todos en las familias hay algún amigo, primo o sobrino y, tratándose del día de ellos, los padres sí que contratan más cosas, es su día y todo les parece poco». Por ello, han detallado que «ya van dos años con muy pocas comuniones respecto a los tiempos anteriores y hay confianza en que esta temporada la cosa esté mejor y todos puedan salir ganando».

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "Las empresas de animación esperan «recuperar las pérdidas» tras el fin de las restricciones"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: