Mecenas, patronos y donantes en la Edad Moderna

954293Los mecenas son las personas, corporaciones, empresas o instituciones que contribuyen al sostén económico y/o a la formación del artista, por lo que tienen una importancia capital en la historia del arte, ya que influyen en la propia creación artística.

El mecenazgo, aunque existan precedentes históricos, nace en la Italia del Renacimiento, en las cortes donde florece el nuevo estilo artístico. Todos tenemos en la mente a la familia de los Médici en Florencia. Es en ese momento cuando cambia la consideración social del artista, que deja de ser un artesano vinculado a los ordenamientos gremiales para pasar a ejercer una actividad de carácter intelectual que exige profundos conocimientos matemáticos, científicos, humanísticos y religiosos, aunque no sin lucha y trabajo. Los cambios políticos, económicos, culturales y artísticos de esta época generarán un gran interés por el arte entre los personajes principales, príncipes, altas dignidades de la Iglesia y el patriciado urbano. También es el momento en el que surge el coleccionismo. Estos personajes comprenden la necesidad de apoyar y sostener a los artistas porque, además, el mecenazgo adquiere una clara dimensión política propagandística y de prestigio. Desde el punto de vista artístico, los mecenas contribuirán al proceso de liberación de los artistas de los gremios, y permitirán que algunos alcancen un gran prestigio social, algo impensable en la Edad Media. El mecenazgo se irá haciendo más sofisticado con el triunfo de las cortes barrocas.

Por otro lado, en el Renacimiento también proliferarán los patronos. Ya no se trata de mecenas que dan más o menos libertad a los artistas, sino de clientes que encargan y pagan una obra específica, ya sea un cuadro, una escultura o una obra arquitectónica. Un tipo de patrono es el donante, que encarga, cual ofrenda religiosa, una obra pictórica, un retablo o una capilla. En muchas ocasiones, el donante aparecerá incluido en la obra terminada en actitud orante. Es otra forma de expresar el prestigio que va adquiriendo el arte en Europa, además de la dimensión religiosa del hecho.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "Mecenas, patronos y donantes en la Edad Moderna"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: