Nace La Zancada, Asociación Gaditana de Peatones

Los desplazamientos peatonales suponen más del 50% de los realizados en nuestro país y en la ciudad de Cádiz. Sin embargo, la movilidad peatonal ocupa el último puesto en la consideración por parte de las políticas públicas y el día a día de la gestión de nuestras ciudades. El reparto del espacio público resulta desproporcionado, pues se destina entre un 70 y un 80% del mismo a superficie de circulación y aparcamiento de automóviles. Los presupuestos municipales dedicados al peatón resultan además ínfimos (no van más allá de pequeñas obritas) en comparación con los millones de euros destinados anualmente a mantener, facilitar y promover el tráfico motorizado. En una ciudad como Cádiz, con menos de 7 km de longitud, el 69% de los automóviles en circulación realizan desplazamientos a escala municipal, que en su mayor parte no superan los 3 km de distancia. Como consecuencia de todo ello, la ciudadanía vive sometida al tráfico motorizado, algo que sufren muy especialmente las personas con movilidad reducida, y la calidad de la vida urbana queda gravemente dañada: son escasos los espacios peatonales para el libre esparcimiento ciudadano, se convive con índices nocivos de ruido y emisiones contaminantes, y sigue aumentando el número de peatones víctimas de atropello por vehículos motorizados.

Para provocar un cambio en esa situación, el pasado jueves 9 de marzo se constituyó la Asociación Gaditana de Peatones «La Zancada», que tiene entre sus fines:

1. Promover un modelo de movilidad que dé prioridad a los desplazamientos de los peatones, seguido del ciclista y en transporte público, frente a los realizados en vehículos motorizados privados

2. Defender el derecho ciudadano a desplazarse peatonalmente de manera segura, cómoda y sin barreras, en un entorno no contaminado atmosférica o acústicamente; y en particular el de las personas con movilidad reducida: los niños y niñas, las personas mayores, las personas con discapacidad, las embarazadas, los accidentados temporales y cualquiera con dificultad para transitar por la vía pública.

3. Promover un modelo de ciudad que anteponga la función estancial, de convivencia y de interacción social del espacio público a las de circulación y estacionamiento en superficie de vehículos motorizados privados.

4. Reclamar la inclusión de los intereses de los viandantes en la agenda social y política, en la planificación urbana y en el futuro desarrollo de la ciudad.

5. Velar por el cumplimiento de las normativas que incumban al peatón, así como  salvaguardar los derechos de las personas en orden a elevar su disfrute del espacio público y por ende de su calidad de vida.

6. Reivindicar el derecho a la ciudad como proyecto colectivo y democrático, pensado para satisfacer las necesidades humanas frente a la apropiación y el beneficio privados, tal y como se recoge en las disposiciones de la Carta Mundial por el Derecho a la Ciudad.

Cádiz lleva, respecto a otras ciudades de nuestro contexto cultural, dos décadas de retraso en la aplicación de políticas en favor del peatón, de la movilidad sostenible, de la accesibilidad y de la recuperación del espacio público para la ciudadanía. Por ello, es imprescindible romper el continuismo y dar un giro de 180° hacia dichas políticas. No es ya momento de tratar de cambiar las cosas con pequeños pasos, es necesario dar pasos de gigantes. Es el momento de las zancadas.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "Nace La Zancada, Asociación Gaditana de Peatones"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: