La Edusi como espectáculo

Juan Antonio QuiñonesNo hay duda que el Equipo de Gobierno se está volcando en conseguir la Edusi. Hemos pasado de enviar un proyecto en la primera convocatoria a montar un circo en la segunda. Una cosa es que al primer proyecto le faltase participación ciudadana y otra cosa es que la performance de esta semana con la presentación telemática. Sinceramente desconozco si había necesidad de montar aquello o están poniendo el parche antes que el grano.

Todo esto me ha recordado a aquella escena de Juan Diego en Fugitivas, donde interpreta en un papel minúsculo a un cantaor flamenco fracasado que no puede hacerse cargo de su hija por la vida que lleva. En esa escena como digo, el actor le cuenta a la protagonista que tiene que cantar y reírle las gracias al pagano de turno «hasta que al señorito le salga de los cojones». Pues una cosa parecida me está pareciendo la tramitación de esta segunda convocatoria, con el Equipo de Gobierno de cuadro flamenco y el señorito Montoro disfrutando de la juerga hasta que publique el reparto.

El PP, no podía ser menos, ya ha salido a criticar en la misma línea esta estrategia del gobierno municipal pero permítanme ustedes que desconfíe. Puede que a Teófila no le hiciera falta dar el cante para conseguir los fondos, pero si buscan en el diccionario el significado de ‘nepotismo’ aparece la foto de Montoro. Si hay alguien en el Consejo de Ministros que ha utilizado su ministerio con fines partidistas, cuando no particulares, es él. Acuérdense cuando se filtró la declaración de la renta de Monedero, por ejemplo, que por muy ideólogo que sea no ocupa ni ocupaba entonces ningún cargo público.

Por eso me inclino a pensar que los criterios de valoración sean poco claros o demasiado interpretables en lo que se valora. Desconozco si estos criterios han sido elaborados por Europa o por Montoro, pero tampoco me extrañaría que en la exclusión en el reparto tuviera algo que ver el uso que se hizo del Plan Urbana construyendo la pérgola de Santa Bárbara. Y en ese aspecto el PP es el único responsable. Una última cuestión. ¿Alguien va a darle uso a ese equipamiento o al menos demolerlo? Una infraestructura abandonada a su suerte es un riesgo. Esperemos que algo hayamos aprendido del Campo de las Balas.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "La Edusi como espectáculo"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*


A %d blogueros les gusta esto: