El protocolo antidesahucios atiende a más de 280 familias en sus dos años de vida

Eva Tubío, José María González juez decanoLa concejala de Vivienda, Eva Tubío, ha hecho balance de los dos años de funcionamiento del protocolo antidesahucios puesto en marcha por la Oficina Municipal de Defensa de la Vivienda (OMDEVI) en el que se han resuelto la mitad de los casos recibidos. En concreto, Eva Tubío ha explicado que de las 283 familias que han acudido a la oficina se ha dado respuesta a la mitad, esto es a 143 casos. Eva Tubío ha destacado el trabajo de coordinación realizado “para dar respuesta a una de las principales preocupaciones de los vecinos y vecinas de esta ciudad como es la vivienda”.

Tubío ha afirmado que este protocolo es una “herramienta muy necesaria y efectiva” para evitar los desahucios, tanto en la fase previa donde se hace la mediación entre las partes o como en la búsqueda de una solución habitacional”. La responsable de Vivienda ha recalcado la importante labor que se realiza “en el asesoramiento jurídico pero también en el social ya que disponemos de una educadora que es la encargada de coordinar todos los recursos de vivienda”.

Desde la Delegación Municipal de Asuntos Sociales, Ana Fernández, ha coincidido en destacar “la herramienta fundamental” que se ha convertido la OMDEVI “en el trabajo diario de las trabajadores sociales aportando calidad y eficacia en su labor”. Entre otros aspectos, subraya que “es fundamental el hecho de poder contar con asesoría legal especializada, algo que antes había que resolver con recursos propios e incluso con imaginación”.

Eva Tubío ha explicado que, si durante el primer año de funcionamiento del protocolo se resolvieron 76 casos, lo que se corresponde con un 48,7% de los atendidos, en este segundo año hemos incrementado la media llegando a 143 casos, es decir un 50,9%”.

De esta manera, se ha abordado tres situaciones principalmente: por arrendamiento (215 casos), préstamos hipotecarios (33) y situaciones en precarios/otros (35 casos). Del total de los 283 casos atendidos están cerrados/resueltos 143 casos de los cuales 119 han sido favorablemente. A su vez, de este número, 43 familias han podido seguir en la misma familia mientras que las 76 restantes se han resuelto con otra alternativa habitacional. En este punto, la concejala ha destacado la relación directa con Asuntos Sociales, “ya que a la hora de buscar otra alternativa habitacional se ha recurrido a esta delegación para averiguar si le podían corresponder ayudas al pago de alquiler” o a través de Vivienda se ha evaluado su situación para el Registro de Demandante de Vivienda Protegida. Del resto de los casos cerrados o resueltos, 11 han sido de forma desfavorable y 13 han abandonado la intervención.

Del total de expedientes, 139 están en trámite de resolución continuando la intervención.

Así mismo, la concejala ha destacado que el grupo de los casos que han acudido a la oficina se ubican en el Casco Histórico (70% de las viviendas) frente al 30% de viviendas de Extramuros.

En comparación al primer año de vida del protocolo, Eva Tubío, ha señalado que se ha mejorado tanto en la atención como en el tratamiento. Tubío ha avanzado que “en este segundo año se han tramitado 126 solicitudes nuevas de intervención a los que hay que sumar 12 casos reabiertos del año anterior”, esto es una media de 10 casos al mes aunque se reparto a lo largo del año ha sido desigual.  En esta línea, la responsable de Vivienda ha apuntado que el grueso de los casos se ha producido entre los meses de marzo y abril (que llegaron hasta 36) mientras que en el mes de agosto se atendieron 6 casos.

En cuanto a la procedencia de los casos, la concejala ha explicado que la mayoría de las derivaciones proceden de los Servicios Sociales Municipales “por lo que ha vuelto a poner de relieve la coordinación existente entre los dos departamento para dar una respuesta a los vecinos y vecinas que tienen un problema con la vivienda”. Otros se informan de la existencia de la oficina a través de las oficinas de Procasa porque acuden al Servicio de asesoramiento al inquilino (SIAMI) y al Registro Demandante de vivienda protegida. Son casos contados los que acuden porque han recibido información en el Juzgado en el momento de recibir la demanda judicial.

La concejala de Asuntos Sociales, Ana Fernández, ha incidido en “la colaboración absoluta” de las trabajadoras sociales. “Toda la delegación está muy concienciada sobre la prioridad que se le ha dado a la lucha contra los desahucios por lo que están poniendo todos los recursos disponibles para atener a los usuarios de la mejor manera”.

Por último, tras analizar los datos extraídos por la OMDEVI, la concejala de Vivienda ha querido ahondar en uno de los retos principales que tiene la oficina antidesahucios y por ende la delegación que dirige. “Para aquellos casos en los que se llega a una solución alternativa habitacional, estamos encontrando dificultades para encontrar pisos de alquiler, debido por una parte al aumento progresivo de los alquileres estacionales o turísticos, el alto precio de los alquileres en la ciudad y la desconfianza hacia los pagos de alquiler por parte del Ayuntamiento pese a que desde el programa Vivir en Cádiz de Procasa se garantiza el pago completo y puntual de las rentas así como se ofrece otras grandes ventajas como el anticipo para pequeñas obras, pago de comunidad o el seguro”.

Para aquellos que estén interesados en recibir más información del programa Vivir en Cádiz pueden llamar al 956 808040 o al 956292352 para concertar cita, entrar en la web de PROCASA a www.procasacadiz.es o enviar un email a vivirencadiz@procasacadiz.es.

Antecedentes

Cabe recordar que en el mes de octubre de 2015, se creó la Oficina Municipal de Defensa de la Vivienda , con sede en PROCASA, según acuerdo de la Junta de Gobierno Local celebrada el día 16 de octubre de 2015, en el que se aprobó el Protocolo Municipal de actuación para la prevención de desahucios y atención a las personas afectadas y la creación de dicha oficina.

En este Protocolo, se establece que, para realizar un abordaje de la problemática de manera integral, se crea la Oficina Municipal de Defensa de la Vivienda , como instrumento de actuación y de coordinación de medidas a implantar para evitar las situaciones de exclusión social derivadas de la pérdida de la vivienda.

El servicio de ayuda y asesoramiento recogido en este Protocolo Municipal se ubica en las oficinas de PROCASA, al cual las personas acceden dirigiéndose directamente a la oficina o derivadas a través de las diferentes delegaciones u organismos (Juzgados, Servicios Sociales, Fundación de la mujer, Policía Local, etc.).

Desde la Omdevi se presta un servicio de coordinación de la estrategia municipal encaminada a la defensa del derecho a la vivienda para prevenir situaciones de riesgo de pérdida del domicilio habitual y evitar los desahucios. Esto implica la orientación, atención social, asesoramiento jurídico, intermediación con las entidades financieras, propietarios o administradores de fincas y acompañamiento social a los ciudadanos y ciudadanas que se encuentren en situación de vulnerabilidad para la defensa de sus intereses, a los que se atenderá de forma individualizada.

En esta línea y desde su inicio, se ha llevado a cabo la coordinación con la Delegación de Asuntos Sociales y Vivienda y se han mantenido encuentros con el Decanato de los Jueces, materializándose la firma del “Protocolo de Colaboración Municipal-Judicial en materia de desahucios” entre el Excmo. Ayuntamiento de Cádiz y el Decanato de los Juzgados de Cádiz, con fecha 30 de noviembre de 2015.

También te puede interesar

Sé el primero en comentar en "El protocolo antidesahucios atiende a más de 280 familias en sus dos años de vida"

Deja un comentario

Tu correo no será publicado.


*