Últimas noticias
Sáb. Feb 24th, 2024

El 061 reconoce 87 nuevas zonas cardioaseguradas en la provincia, 77 de ellas en Jerez

Por Redacción Dic 1, 2023 #emergencias #jerez

La delegada territorial de Salud y Consumo preside el acto de entrega de este reconocimiento, con el que ya cuentan un total de 148 instalaciones en la provincia

La Delegación Territorial de Salud y Consumo ha acogido hoy el acto de concesión de `Zona Cardioasegurada´ a 87 nuevos espacios cardioprotegidos pertenecientes a instituciones públicas y privadas, tras cumplir con los requisitos en materia formativa e instalación de desfibriladores externos semiautomáticos. La delegada territorial de Salud y Consumo, Eva Pajares, ha presidido este acto junto al director provincial del 061 en Cádiz, Antonio Ramírez, ya que  el Centro de Emergencias Sanitarias del 061 es el encargado de acreditar todos estos espacios.

Así, han obtenido la certificación un total de 77 zonas cardioaseguradas de Jerez, 75 de ellas impulsadas por su consistorio. Así, el Alcázar de Jerez, el Cementerio Municipal, el Centro Municipal de Empresas Andana, la Comandancia Norte, la Estación de Autobuses, el Consistorio, la Sala Paul, la Sede de Servicios de Infraestructuras, de Servicios de proyectos, inversiones y turismo, del Servicio de Empleo y del Servicio de Recursos Humanos son zonas cardioaseguradas, junto a las instalaciones deportivas Picadueñas, Campo de la Juventud, San Telmo, La Canaleja, La Granja, el Complejo Deportivo Chapin,- en el Edificio Jerez 2022, el Estadio Municipal Chapin y el Palacio Municipal de Deportes-, las piscinas cubiertas Arquitecto José Laguillo y el polideportivo José María Ruiz Mateos.

Además de todas estas instalaciones, el ayuntamiento jerezano ha dotado de desfibriladores y formado a profesionales de 51 centros educativos del municipio: Ntra. Sra. De la Merced, CEIP Al-Andalus, CEIP La Alcazaba, CEIP Andrés de Ribera, CEIP Antonio Machado Infantil, CEIP Antonio Machado, CEIP Antonio Machado, CEIP Arana Beato, CEIP Blas Infante, CEIP Ciudad de Jerez, CEIP Cuartillos, CEIP El Membrillar, CEIP El Retiro, CEIP Federico García Lorca, CEIP Federico Mayo, CEIP Gibalbin, CEIP Gloria Fuertes, CEIP Guadalete, CEIP Isabel La Católica, CEIP Juventud, CEIP La Arboleda, CEIP La Barca, CEIP La Ina, CEIP La Marquesa, CEIP La Unión, CEIP Las Granjas, CEIP Lomopardo, CEIP Luis Vives, CEIP Manuel de Falla, CEIP Mesas de Asta, CEIP Miguel de Cervantes, CEIP Montealgre, CEIP Nuestra Señora de la Paz, CEIP Nueva Jarilla, CEIP Pablo Picasso, CEIP Pío XII, CEIP Poeta Carlos Álvarez, CEIP Rural Laguna Medina-Aula El Moho, CEIP Rural Laguna Medina-Aula Las Rajamancera, CEIP Rural Laguna Medina-Aula Torremelgarejo, CEIP Sagrada Familia, CEIP San José Obrero,CEIP San Juan de Dios, CEIP San Vicente Paul, CEIP Tartessos, CEIP Tomasa Pinilla, CEIP Torrecera, CEIP Torresoto, CEIP Vallesequillo Infantil, CEIP Vallesequillo, CEIP Virgen del Mar, CEPER Aljibe, CEPER Trece Rosas y CEPER Victoria Alba.

A todos estas zonas cardioseguradas gestionadas por el Ayuntamiento de Jerez se suman el Colegio Laude El Altillo School y el IES Fernando Savater en Jerez, las instalaciones deportivas de la Armada en San Fernando (2), el IES Castillo de Fatetar  de Espera, la Asociación El Carmen Inclusión  de Barbate, la empresa Strength Chiclana, el Centro Deportivo OKEYMAS El Puerto de Santa María, el IES Sierra Luna de Los Barrios, Comunidad de Propietarios Célere Punta Candor de Rota, la empresa Alcaidesa Marina de la Línea y el CEPR San José de Calasanz de Olvera.

Todos estos reconocimientos certifican los profesionales de los centros distinguidos están capacitados para actuar de forma inmediata en caso de presenciar una parada cardiorrespiratoria, sumando sinergias a la posterior asistencia por parte de los equipos de emergencias sanitarias, con los objetivos de disminuir la mortalidad y secuelas a través de una excelente actuación inicial.

Ante una parada cardiorrespiratoria, es fundamental la rapidez con que se inicie la maniobra de reanimación cardiopulmonar básica, por parte de las personas presentes, mientras llegan los servicios de emergencia. En ese sentido, para facilitar la actuación rápida ante situaciones de este tipo, en Andalucía se han instalado desfibriladores externos automatizados (DEA) en organismos públicos, espacios de ocio y grandes aglomeraciones de personas y empresas privadas, que permiten que, ante una parada cardiorrespiratoria, se puedan proporcionar unos primeros auxilios adecuados mientras acuden los servicios de emergencias.

Según lo establecido en la Orden de 4 de junio de 2013 (BOJA 113/2013), el 061 de Andalucía es el encargado de la gestión y registro de las organizaciones que disponen del certificado de “Zona Cardioasegurada”, que constata que dichas instituciones han formado a sus profesionales y han ubicado desfibriladores en sus instalaciones, en el número y los lugares adecuados.

Las instituciones que han conseguido ser ‘zona cardioasegurada’ son fundamentalmente instalaciones deportivas, edificios públicos, colegios e institutos de enseñanza secundaria, estaciones de trenes, hoteles, empresas o farmacias.  En el caso de la provincia de Cádiz, con los 87 centros distinguidos hoy, son 148 las instalaciones que disponen ya de este distintivo, entre las que se encuentran la Escuela de Suboficiales de la Armada (San Fernando) y la Fundación Real Escuela Andaluza de Arte Ecuestre (Jerez de la Frontera) con la instalación de tres desfibriladores cada una. El Mercado Central de Abastos y la Delegación Municipal de Salud del Ayuntamiento de Cádiz; el Ayuntamiento de Medina Sidonia, su campo de fútbol “La Corredera” y el Pabellón Polideportivo “Barucio Caropo” de esta localidad; el Ayuntamiento de Banamahoma, el CEIP La Dehesilla (Sanlúcar de Barrameda), el IES Baelo Claudia (Tarifa) y el Conjunto Arqueológico de Baelo Claudia (Bolonia-Tarifa), el IES Sancti Petri (San Fernando), las empresas Dimopel, S.A. (2) y Manufacturas y comercio marroquineros, S.L.  de Ubrique; el Centro Concertado Maestro Isidoro Visuara (Algeciras); el Real Club de Golf de Sotogrande en su Casa Club, en el Hoyo 9  y en San Roque;  el club de golf La Cañada y el IES Carlos Castilla del Pino ambos también en San Roque; el Club Náutico de Conil,  el CEP de Villamartín y la pescadería Antonio González de esta localidad, las empresas Don Príncipe Boxing (La Línea de la Concepción), la Unión Temporal de Empresas Calandrias (Jerez de la Frontera), la residencia Lago de Arcos (Arcos de la Frontera), la empresa Synergym en Cádiz y en Algeciras, Santa Clara Quality, S.L. (Valdelagrana), Alex & Cla, S.L. de Puerto de Santa María y de Cádiz y el Centro Médico Puerto (El Puerto de Santa María).el Centro de Adiestramiento `Sierra del Retín´ en el Cortijo de Casma (Chiclana), la Comunidad de Propietarios del Centro Comercial Bahía Sur, la Azucarera Iberia-Fabrica Guadalete; Club Deportivo; Club Deportivo ‘San Francisco’; Centro de Internamiento de Menores Infractores ‘La Marchenilla’; Complejo Deportivo ‘Centro Histórico’; Complejo Deportivo ‘Ciudad de Cádiz’; Complejo Deportivo ‘Puntales-La Paz’; Hotel Apartamentos Confortel Tartessus Sancti Petri; Polideportivo ‘El Náutico’; Polideportivo ‘La Mirandilla-Campo del Sur’ y el Servicio Provincial 061, entre otros.

Requisitos ‘zona cardioasegurada’

La certificación de ‘Zona cardioasegurada’ se concede a aquellas instituciones que lo solicitan y que cumplen con una serie de requisitos, entre los que se cuenta disponer de un número determinado de desfibriladores externos automatizados en las instalaciones, que deben estar operativos y una ubicación adecuada, de forma que se posibilite que al menos el 75% de los usuarios de las instalaciones pueda aplicar la desfibrilación en un tiempo no superior a 3 minutos.

Asimismo, se observa que la institución solicitante tenga un plan de formación para el personal ofrecido por instituciones pertenecientes al Consejo Español de Reanimación Cardiopulmonar.

Otro requisito es que la institución cuente con un adecuado plan de mantenimiento de los DEA instalados, conforme a sus especificaciones técnicas y recomendaciones de los fabricantes.

Además, se considera una condición imprescindible que la empresa o institución tenga establecido un protocolo de activación interno para desplazar y utilizar el DEA mientras que se activa y llegan los servicios de emergencias sanitarias.

Para cumplir con todas estas condiciones, el Centro de Emergencias Sanitarias 061 ofrece asesoramiento desde las direcciones del 061 de cada provincia correspondiente a la entidad solicitante. Cualquier institución que desee más información sobre el distintivo puede encontrarla en la página web del 061, www.epes.es.

Cadena de supervivencia

Las enfermedades cardiovasculares son la primera causa de muerte en el mundo occidental y, entre ellas, ocupa un lugar destacado la muerte súbita cardiaca que suele ocurrir, de manera mayoritaria, fuera del entorno hospitalario. La correcta atención a la parada cardiorrespiratoria consiste en la aplicación precoz de una serie de acciones conocidas como cadena de supervivencia que incluye, por este orden, el reconocimiento de la situación y activación del sistema de emergencias sanitarias, el inicio inmediato de las maniobras de soporte vital básico, la desfibrilación eléctrica precoz y la rápida instauración de las técnicas de soporte vital avanzado.

RCP Telefónica

Desde los centros coordinadores de urgencias y emergencias del 061, ante una situación de sospecha de parada cardiorrespiratoria, se anima y se explica a los alertantes como realizar estas maniobras básicas mientras que llegan los equipos de emergencias al lugar del suceso, dado que está demostrado que intentar aplicar estas técnicas a pesar de no tener conocimientos previos en primeros auxilios, ayuda a muchos pacientes.

Estos episodios, que pueden sobrevenir en cualquier lugar con pequeños síntomas como el ahogo y la pérdida de conocimiento, están motivados generalmente por problemas de fribrilación ventricular y de taquicardia ventricular sin pulso, que impiden el bombeo de la sangre y la llegada de oxígeno a todo el cuerpo.

Los cinco minutos posteriores a una parada cardiorrespiratoria son claves para el afectado y por ello es fundamental que la persona que tiene el contacto inicial actúe de forma inmediata alertando a los equipos de emergencias sanitarias y aplicando entre tanto técnicas de reanimación básicas, como la ventilación boca a boca y el masaje cardiaco externo.

La disponibilidad de un equipo de desfibrilación eléctrica precoz, que puede ser utilizado por personal ajeno a la profesión sanitaria con la realización de un curso básico de entrenamiento, añade el recurso más eficaz para restablecer el ritmo cardiaco viable y reducir al máximo el riesgo de muerte. La supervivencia de muchas de las víctimas depende de que se apliquen las técnicas básicas de reanimación cardiopulmonar en los primeros 3 o 4 minutos, lo que puede aumentar las posibilidades de supervivencia en más del 50% de los afectados.

Related Post